lunes, agosto 25, 2008

Aprovechando los pocos lectores

Aprovechando los pocos lectores
te diré que he vuelto a sembrar
en las orillas del Dwat
las rosas que tú y yo arrancamos

Aprovechando que nadie lo lee
diré que espero, como un niño
espera el fin de las clases;
así espero tu abrazo

Aprovechando que ya no me ves
te diré que tu rostro me sigue
más allá del sueño
más allá de la locura
más allá de la manaña
más allá.

Así que ya he aprovechado
duerme ahora que yo callo
duerme, vida mía.
Nada de esto has escuchado.

No hay comentarios: